DÍA MUNDIAL CONTRA LA TUBERCULOSIS

La tuberculosis (TB) es una enfermedad infecciosa causada por la bacteria Mycobacterium tuberculosis. Aunque ha disminuido su prevalencia en las últimas décadas, todavía es una de las principales causas de muerte en todo el mundo, especialmente en países de bajos y medianos ingresos. Por lo tanto, la prevención de la tuberculosis es una tarea crítica en la salud pública global. Una forma importante de prevenir la tuberculosis es mediante la vacunación. 
La vacuna BCG es una herramienta valiosa en la lucha contra la TB, especialmente en países con una alta incidencia de la enfermedad. La vacuna ha demostrado ser efectiva en la prevención de formas graves de TB, como la tuberculosis miliar y la meningitis tuberculosa en niños. Sin embargo, la vacuna BCG tiene una eficacia variable en la prevención de la tuberculosis pulmonar, que es la forma más común de la enfermedad. Además, la vacuna no protege contra la infección latente, que es una etapa temprana de la enfermedad en la que no se presentan síntomas pero que puede progresar a una forma activa de TB en el futuro. Por lo tanto, la vacuna BCG no es suficiente por sí sola para prevenir la tuberculosis. 
 Otras medidas de prevención de la tuberculosis incluyen la detección temprana y el tratamiento efectivo de las personas infectadas. La detección temprana es importante porque las personas infectadas pero sin síntomas pueden propagar la enfermedad a otras personas sin saberlo. El diagnóstico temprano y el tratamiento adecuado son esenciales para evitar la propagación de la enfermedad y para prevenir la progresión de la infección a una enfermedad activa. Los tratamientos actuales para la tuberculosis son eficaces, pero requieren un régimen prolongado de medicamentos y supervisión médica. Además, la falta de cumplimiento del tratamiento puede llevar a una resistencia a los medicamentos y a la recaída de la enfermedad. 
El Día Mundial contra la Tuberculosis, que se celebra cada 24 de marzo, es una oportunidad para aumentar la conciencia sobre la enfermedad y la importancia de la prevención y el tratamiento efectivo. El tema del Día Mundial contra la Tuberculosis de este año es "El fin de la tuberculosis está en nuestras manos", lo que enfatiza la importancia de la acción comunitaria y la colaboración en la prevención de la enfermedad. 
La Organización Mundial de la Salud ha establecido metas ambiciosas para poner fin a la epidemia de tuberculosis para 2030, y el Día Mundial contra la Tuberculosis es un recordatorio de que todos tenemos un papel que desempeñar en la prevención y el control de la enfermedad. En conclusión, la prevención de la tuberculosis es esencial para la salud pública global y requiere una combinación de medidas, como la vacunación, la detección temprana y el tratamiento efectivo. 
El Día Mundial contra la Tuberculosis es una oportunidad para aumentar la conciencia sobre la enfermedad y la importancia de la acción comunitaria y la colaboración en la prevención de la enfermedad. Al trabajar juntos, podemos lograr la meta de poner fin a la epidemia de tuberculosis para 2030. 
REFERENCIAS: 
ChatGPT generated

-----------------------------------------------------------
Sigue este Blog en Facebook y Twitter
-----------------------------------------------------------


Aerosoles microbianos generados a partir de procedimientos estándar de laboratorio microbiológico

Antecedentes
: Los laboratorios de microbiología modernos están diseñados para proteger a los trabajadores y al medio ambiente de los aerosoles microbianos producidos durante los procedimientos y accidentes microbiológicos. Sin embargo, solo hay datos limitados disponibles sobre los aerosoles generados a partir de procedimientos microbiológicos comunes.
Métodos: Se llevaron a cabo una serie de procedimientos microbiológicos comunes con suspensiones de esporas de alta concentración mientras se operaban muestreadores de aire para tomar muestras de los aerosoles generados. La contaminación superficial de las gotas se visualizó utilizando fluoresceína sódica dentro de la suspensión. Se estudiaron un total de 36 procedimientos usando diferentes volúmenes de muestra (0.1–10 mL) y dos títulos de suspensión de esporas (107 y 109 unidades formadoras de colonias [ufc]/mL).
Resultados: Las concentraciones de aerosol generadas variaron de 0 a 13.000 ufc/m3. Hubo evidencia que sugería que el título, el volumen y el mal uso del equipo eran factores significativos en el aumento de la generación de aerosoles a partir de algunos de los procedimientos. Una evaluación de riesgos realizada utilizando los datos mostró que cualquier aerosol generado por estos procesos estaría contenido dentro de un gabinete de seguridad biológica que funcione correctamente. Por lo tanto, con estos procedimientos, el operador y el medio ambiente no requerirían ninguna medida de protección adicional, como equipo de protección respiratoria o un laboratorio de presión negativa para evitar la exposición o liberación de aerosoles.
Conclusiones: La generación de aerosoles a partir de procesos comunes de laboratorio se puede minimizar reduciendo los volúmenes y las concentraciones de las muestras, si es posible. Capacitar al personal de laboratorio en buenas técnicas microbiológicas mitigaría aún más los aerosoles generados por los procesos comunes de laboratorio.
REFERENCIA:
Pottage T, et al. Microbial Aerosols Generated from Standard Microbiological Laboratory Procedures. Applied Biosafety.Jun 2022.92-99.http://doi.org/10.1089/apb.2021.0038

-----------------------------------------------------------
Sigue este Blog en Facebook y Twitter
-----------------------------------------------------------

Nos vemos en Monterrey! #SIBB23



-----------------------------------------------------------
Sigue este Blog en Facebook y Twitter
-----------------------------------------------------------